Sáb. Feb 4th, 2023

Un texto de don Flavio Molina, retomado por su hija y colaboradora de CS

Antiguas tradiciones hablaban de tierras situadas en medio del Atlántico. Cuentan de una nave de cartaginenses, que llevándola la fuerza del viento por la mar océano, vino a reconocer una tierra nunca hasta entonces sabida, y que volviendo después a Cartago animó a los cartaginenses a descubrir y poblar aquella tierra, y que el Senado con riguroso decreto vedó tal navegación, temiendo que con la codicia de nuevas tierras se menoscabase su patria.

Platón habló de una grande isla que llama “Atlántida”, la cual excedía en grandeza a África y Asia juntas, y ocupaba (entonces) la mayor parte de la mar océano.

Pero el más afortunado en profetizar sobre el Nuevo Mundo, fue Séneca el poeta, cuando canta en sus versos:

Tras luengos años verná

un siglo nuevo y dichoso,

que el océano anchuroso,

sus límites pasará.

Descubrirán grande tierra,

verán otro nuevo Mundo,

navegando el gran profundo,

que ahora el paso nos sierra.

El Thule tan afanada I(M)

como el mundo postrera,

quedará en esta carrera

por muy cercana contada.

Hace 529 años, el día 12 de octubre de 1492, los españoles conducidos por Cristobal Colón llegaron a una isla de América, del grupo de las Lucayas o Bahamas, llamada Guanahani, a la que el descubridor dio el nombre de San Salvador, hoy Isla Walting. Colón, nacido en Génova, conjeturó que siendo redonda la tierra, si navegaba hacia el occidente podía llegar a la misteriosa Asia. Colón despreciado por Génova, Inglaterra y Portugal, fue finalmente acogido por la corte de España. Hizo saber a la reina Isabel, que la tierra no era plana, que navegando hacia la India lo demostraría descubriendo nuevas tierras. Colón navegó, pero el camino fue largo y lleno de cuidados. Un gran número de aquellos hombres de mar que lo acompañaban, lo acusaron de loco; pues la tierra era plana y que al llegar a su término se irían a pique al abismo. Colón conforma a los malos marinos anunciándoles que navegan hacia nuevas tierras y que muy grande será el botín que les será regalado. El genovés dona el botín a la reina Isabel, en cuyo nombre toma posesión de la pequeña isla. Seguidamente Colón descubrió a Cuba, Haití, volviendo a España al cabo de siete meses, el 15 de mayo de 1493, con siete indígenas americanos, con oro y las cosas más raras del país descubierto.

Flavio Molina Molina

Fue historiador, miembro fundador de la Sociedad Sonorense de Historia

Artículo publicado originalmente en periódico El Independiente, de Hermosillo, el 12 de octubre de 1998

The Library of Congress