Sáb. Abr 1st, 2023

El pleno del Congreso Local de Puebla aprobó, este jueves, la llamada Ley Ácida o Ley Malena , que tipifica como tentativa de feminicidio los ataques con alguna sustantiva corrosiva, estableciendo que las penas podrían alcanzar hasta los 40 años de prisión.

Desde las nueve de la mañana y en la víspera del Día Internacional de la Mujer, que se conmemora cada 8 de marzo, el legislativo sesionó con la presencia de grupos feministas y víctimas de ataques con ácido, entre ellas, la saxofonista oaxaqueña María Elena Ríos.

La modificación de ley aprobada con 37 votos a favor, consiste en reformar diversas disposiciones de la Ley para el Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia del Estado y del Código Penal del Estado y determinó que las personas responsables de algún ataque con ácido, sustancia corrosiva, cáusticas, irritantes, tóxicas, inflamables o cualquier otra será juzgado como tentativa de feminicidio por lo que la sentencia podría ser de los 20 a los 40 años.

Los agresores podrían pagar una multa de 333 a 666 Unidades de Medida y Actualización (UMAS), es decir, de 34 mil 545 pesos a 69 mil 091 pesos.

La aprobación de la ‘Ley Ácida’ quedará adherida a la Ley de Acceso a las Mujeres a una Vida Libre de Violencia bajo el concepto de “violencia ácida” el cual será reconocido como el acto que inflige daño no accidental utilizando ácido o sustancia tóxica inflamable.

Puebla se convirtió en la primera entidad a nivel nacional en tipificar los ataques con ácido, no obstante, la decisión fue criticada por la saxofonista, quien consideró que la normativa se encuentra incompleta porque carece de una reparación del daño integral para las víctimas.

“La violencia ácida será definida como aquel acto que ‘inflige daño no accidental, utilizando ácido o sustancia corrosiva, cáustica, irritante, tóxica o inflamable o cualquier otra sustancia que, en determinadas condiciones, pueda provocar o no lesiones ya sean internas, externas, o ambas”, destaca el cambio de ley.

En su intervención, la diputada del Partido Acción Nacional (PAN), Aurora Sierra Rodríguez, sentenció que “este dictamen da un gran paso. Estos ataques son un acto atroz que tiene como objetivo destruir su vida. Las marcas no solo son físicas, sino psicológicas” .